Textos breves

Aislamiento, angustia, dolor, incertidumbre, creatividad

Irene Ogly
Irene Ogly

“…en el hombre la vida lleva con ella una cesura,

que puede hacer de cualquier vivir un sobrevivir

Y de cualquier sobrevivir un vivir.”

G. Agamben.Lo que queda de Auschwitz

Algunas cuestiones que quisiera compartir para pensar el hoy con ustedes.

La angustia ante una situación peligrosa la concibe Freud desde el inicio de su obra.

La angustia señal avisa al yo de un peligro externo como de uno interno (pulsional). La Higflosigkeit, el desamparo, la inermidad del sujeto frente a la adversidad, demanda de un otro protector, de un auxilio ajeno. No minimizó aquellas situaciones del mundo externo que se convertirían en amenazas para el yo. La guerra, la pandemia de la gripe española, un hijo que murió en la guerra, la muerte de su hija Sophie, la de su nieto querido por tuberculosis seguramente fueron experiencias dolorosasligadas a las pérdidas y al duelo como parte de su vida.

Nos encontramos ante el virus covid-19, su avance impredecible y amenazante, desarmados, sin poder huir como proponía Freud ante un peligro exterior, para lo cual el organismo se prepararía para la acción motriz, y consumar la acción específica. Por el contrario, tenemos que aislarnos para salvaguardar nuestras vidas.

Rita Segato comenta que no es posible controlar la marcha azarosa de la naturaleza, su deriva. Aún, dice, cuando creamos que el Antropoceno nos ubica sobre estos eventos, no somos más que la escena que llamamos naturaleza, en la que la omnipotencia de Occidente de los que saben y pueden manipular la vida, está puesta en cuestión.

Retomando a Freud su gran hallazgo fue ir más allá de ese mundo exterior, escuchar en las histéricas algo de una producción que ya no tenía que ver solamente con ese mundo externo. La realidad psíquica intercambia con la realidad material provoca su atención, escucha a aquellospeligros que provendrían del mundo interno. La producción sintomática sería lo que deviene del entramado de la actualidad, la resignificación de la historia y algo novedoso queirrumpe.

El impacto del aislamiento en el bloqueo in situ entre el afuera y el adentro trae consecuencias variadas según cada quien en la economía libidinal.En esta interrupción de la presencia con los amigos, la familia, la pérdida del saludo y de las actividades cotidianas, son situaciones por demás dolorosas. Freud distingue entre angustia, dolor y duelo como afectos displacenteros.Habla de un factor cuantitativo, ante la intensidad hipertrófica de la excitación podría provocar la ruptura de la protección antiestímulo y con ello el dolor.Las estructuras juegan los modos en que se hace más presente la posibilidad de depresión, de aumento de estados paranoides o hipocondríacos.

Tanto Freud como Lacan ubicaron a la angustia como el afecto prínceps.

Mientras que para Freud la angustia es ante la ausencia de ese otro protector para Lacan la angustia No es sin objeto. El objeto a, al que llamó "su invento". La angustia es la traducción subjetiva del objeto a, donde hay angustia hay objeto a.

Tiene raigambre topológica, sin adentro ni afuera, éxtimo, radica en el corte, se presenta y es falta, no se lo conoce salvo por sus efectos. Extraño, ajeno, su ubicación no significable, inmutable. ¿No nos resuena al virus, en su desconocimiento escapando del saber científico, impredecible, no orientable, no prefigura la inevitable aparición subjetiva de la angustia?

En una de sus formas aparece como la Mantis religiosa, devoradora, siniestra, che-vuoi, ¿qué me quiere? ¿me quiere a mí? respecto del deseo del Otro. El objeto a participa, está ahí en el lugar del fantasma que es también el lugar de la angustia.

Otra mención del objeto a, la relación al agujero y la realización subjetiva de un vacío, que sería obtenido en ese momento singular que surge de una espera … “que se realiza a veces por una palabra, una frase, una jaculatoria, incluso una grosería, un pito catalán, una patada en el culo. Es muy cierto que esta especie de payasadas o clownerías no tienen sentido sino después de una larga preparación subjetiva” (LacanSem.XIII 1971).

Retomo esta idea de la irrupción de un momento de corte, como aquello que sorprende, esa aparición que surge en el vacío que es completa novedad, que tiene la singularidad de lo no pensado, irrumpe sin permiso y nos habla del sujeto dividido. Muchas de las apariciones novedosas en estos tiempos también conectan con la creatividad en una desafiante aparición frente a lo real.

Spinoza en su libro de la Ética dedica un capítulo a los orígenes y naturaleza de los afectos. Concibe a la naturaleza en su potencia absoluta con sus reglas y leyes universales, donde el hombre no es un imperio dentro de otro imperio. Por eso, formando parte de ella tratará a los afectos y la potencia del alma, como sifueran cuestión de líneas, superficies o cuerpos. Enumera una larga lista de afectos que clasifica según aumente o disminuyan la potencia. Así es que el miedo, odio, la envidia, el resentimiento, la repulsión, el desprecio y como otros que son parte de la naturaleza, como afectos tristes que disminuyen la potencia del actuar y otros comola aprobación, el amor, el asombro, la esperanza, el enamoramiento, como afectos alegres que aumentan la potencia. Tanto los afectos tristes como los alegres alternan, forman parte de la naturaleza. Nos sitúa en un mapa de posibilidades que más allá de la angustia sumarían o restarían recursos para transitar la pandemia.Transitamos por una variedad de estados anímicos que van del miedo, la exasperación con el prójimo, la añoranza, como así también la esperanza, la satisfacción, el amor hacia los seres significativos.

Otra cuestión observable sucede a través de las redes. Es notoria la cantidad de fotos actuales como del pasado, formas de aparecer y estar presentes, buscando producir un gesto en los otros, tal vez un Me gusta, un comentario. La privación del contacto cotidiano, el saludo, el sentimiento de reconocimiento de estar en el mundo con los otros, se las rebusca para obtener muestras de que efectivamente estamos para los otros. La economía libidinal se encuentra alterada.

Entre Eros y Tánatos, en el fantasma del más allá de la vida, en lo que resuena a cada quien, en esta tensión, discurren creaciones de artistas, bailarines, cantantes, reuniones de instituciones, de psicoanalistas, psicoanálisis online, trabajo en casa,clases de clown por zoom, que huyendo encuentran y dan la vuelta en las diferentes formas de vida, quedándonos en casa.

Referencias bibliográficas:

Freud S. (1895) Proyecto de Psicología A.E. I

-       (1925) Inhibición, síntoma y angustia A.E.XX

Lacan J. (1959) Seminario VI- Clase 20-21

-       (1965) Seminario XIII. Clase 3

-       (1962) Seminario X.Editorial Paidós

Segato Rita Laura: (2020) Lobo suelto- Coronavirus: Todos somos mortales. Del significante vacío a la naturaleza de la historia

Spinoza Baruch: Ética demostrada según orden geométrico. Alianza editorial (2011) Parte tercera- Del origen y naturaleza de los afectos

Autor/es:

Irene Ogly, APA

Descriptores: AISLAMIENTO / ANGUSTIA / DOLOR / INCERTIDUMBRE / CREATIVIDAD

Directora: Mirta Goldstein de Vainstoc

Secretario: Jorge Catelli

Colaboradores: Claudia Amburgo

José Fischbein

Los descriptores han sido adjudicados mediante el uso del Tesauro de Psicoanálisis  de la Asociación Psicoanalítica Argentina

Presidenta: Dra. Claudia Lucía Borensztejn

Vice-Presidente: Dr. José Fischbein

Secretaria: Lic. Laura Escapa

Secretaria Científica: Dra. Rosa Mirta Goldstein de Vainstoc

Tesorero: Dr. Rafael Eduardo Safdie